El problema del Chelsea: pésimas elecciones en los delanteros centro

El problema del Chelsea: pésimas elecciones en los delanteros centro

El Chelsea compra delanteros de área, pero a todos les va mal

Viernes 6 Ene 2023

 Chelsea perdió 1 a 0 con Manchester City y desnudó todas sus falencias ofensivas. El combo en formato molotov fue una sumatoria de incorporaciones que no rindieron, lesiones graves y bajos rendimientos.

Si algo no puede negarse es que el equipo londinense sacó la billetera y fue por dos centro atacantes codiciados por todos: Timo Werner y Romelu Lukaku. Lo que jamás imaginaron los dirigentes es que los dos iban a ser un verdadero fiasco en rendimiento. No solo tuvieron bajo nivel, sino que terminaron siendo pésimos negocios.

El alemán llegó en la temporada 19-20 desde Leipzig a cambio de suculentos 53 millones y la expectativa depositadas en él eran grandes. Sus números finales arrojaron casi un gol cada cuatro partidos (23 tantos en 89 juegos) y su nivel, subterráneo. Tras dos años, regresó a su equipo anterior por una migaja de 20 millones.

El segundo caso fue el de Romelu Lukaku. Segundo en el tiempo, primero en la desilusión. El belga la rompió en Inter y Chelsea apostó por fuerte por él invirtiendo 113 millones. Las lesiones lo complicaron y le costó demasiado mostrar sus condiciones (algo que también ocurrió en el seleccionado). Tras 15 goles en 59 partidos, la Pantera regresó a Milán a préstamo.

Pierre-Emerick Aubameyang fue su tercera apuesta pero, por el momento, el resultado es el mismo. Es cierto que a su favor juega que la inversión fue mucho menor (12 millones) pero hasta el momento el punta de Gabón registra tres goles en 16 juegos, muy lejos de su versión top en Borussia Dortmund.

Con la lesión del canterano Borja, Graham Potter se quedó sin delantero de área. De hecho, en el duelo contra Manchester City la referencia fue Kai Havertz y el equipo lo sintió. Más aún porque perdió para lo que viene a Sterling y Pulisic, lo que tenía disponible en la zona ofensiva.

La estadística refleja la problemática: en la actual Premier League, los londinenses apenas marcaron 20 goles, muy lejos de la producción de Arsenal (40), City (45), Newcastle (32) o Tottenham (37), por sumar algunos casos de los animadores.

La anemia de gol repercute en la tabla de posiciones, donde marcha décimo con 25 puntos a eternas 19 unidades de los Gunners. Con la Premier League en nivel utopía, el gran objetivo del Chelsea será apuntar a la Champions League.

Ver más: El motivo por el que se frenó el pase de Enzo Fernández al Chelsea

  

Esta nota habla de: