Deportes Tolima otra vez campeón contra un grande

Deportes Tolima otra vez campeón contra un grande

Por: Luis Guillermo Benito ParedesLunes 21 Jun 2021

 Fue un triunfo merecido. Tanto en el partido de ida, como desde el primer minuto en Bogotá, el equipo tolimense mostró su sed de triunfo ante un joven Millonarios afectado por sus bajas y fue superior. Con una presión asfixiante de principio a fin, Deportes Tolima forzó a varios errores al equipo local y se llevó la anhelada estrella de mitad de año.

Un comentarista llama al Deportes Tolima ?el nuevo grande' del fútbol colombiano. Y tal vez solo tres campeonatos no sean suficientes para llamar a un equipo ?grande', pero grandes sí han sido las formas como el equipo tolimense ha bordado sus tres estrellas en su escudo; como visitante, y ante clubes grandes.

En 2003, ante Deportivo Cali en el estadio Pascual Guerrero; en 2018, ante el poderoso Atlético Nacional en el estadio Atanasio Girardot, y ahora, en la casa de Millonarios, en el Campín, y con un juego muy superior.

Desde el primer minuto el equipo tolimense mostró su intención de irrespetar al cuadro albiazul con sus constantes ataques y presión alta. Al minuto seis Anderson Plata logró el primer remate al arco, atajado por el guardameta Cristhian Vargas. Sin embargo, Millonarios se liberó de la presión y ganó confianza poco a poco, a tal punto que Daniel Ruiz abrió el marcador con un remate que para muchos espectadores podría interpretarse como un centro al área que se desvió al arco. El equipo local terminó el primer tiempo jugando mejor y todo apuntaba a que sería una tarde de alegría para la hinchada ?albiazul'.

Pero otros eran los planes del equipo de Hernán Torres. De nuevo con mucha presión, mucho orden, y mucho desgaste físico, Deportes Tolima metió en su área a Millonarios y a los diez minutos del segundo tiempo empató el partido con un cabezazo de Juan Fernando Caicedo tras un despeje defectuoso de Vargas.

Tan solo ocho minutos después, con la misma fórmula, presión alta para forzar el error del rival, el equipo tolimense se fue adelante en el marcador tras otro despeje defectuoso de la defensa de Millonarios y un pase errático hacia atrás de Stiven Vega.

Fue un merecido triunfo del cuadro ?pijao', que en varias ocasiones se había quedado por fuera de la final habiendo hecho grandes campeonatos. A Millonarios, por su parte, no hay nada que reprocharle, a todos sus jugadores se les notó su entrega y compromiso. Su técnico, Alberto Gamero, armó una gran plantilla con muy poco presupuesto. Quizá, la falta de experiencia pesa mucho en un partido tan trascendental. Pero, lo más importante fueron las bajas. Ninguno de los centrales titulares pudo jugar el partido, y errores en movimientos defensivos le costaron la final a Millonarios.

Si el club albiazul quiere lograr cosas importantes, debe invertir mucho más en su plantilla.

Deportes Tolima sigue escribiendo su historia ante equipos grandes, mostrando que en la cancha solamente hay 22 jugadores y que toda la historia y títulos se borran con el balón en movimiento.

Ver también: La espectacular atajada de Fariñez ante Ecuador


Esta nota habla de: