Fueron un desastre y Scaloni los borra a los cinco de la selección argentina.