El delantero del Galo se fue en llamas del Allianz Parque