Pensó que se moría, firmó un testamento y hoy es el mejor defensa del mundo

Pensó que se moría, firmó un testamento y hoy es el mejor defensa del mundo

Sábado 23 Mar 2019

En la actualidad, Virgil Van Dijk es el mejor defensor del mundo. Sin embargo, hace unos años, en 2012 más precisamente, tuvo el presentimiento de que se iba a morir. 

En aquel momento estaba jugando en el Groningen de Holanda. El defensor se descompuso de golpe y luego de una serie de estudios, los doctores le informaron que tenía apendicitis, peritonitis y que uno de sus riñones estaba infectado. 

Tan preocupado estaba Van Dijk que decidió armar un testamento para dejarle todo lo ganado a su madre. "Si me moría, todo el dinero iría a mi madre, no había dudas, pero tenía que firmar los papeles, lo peor podía suceder en cualquier momento", confesó tiempo después en una entrevista con Sky Sports. 

Hoy el presente es bien distinto. Figura mundial, el mejor defensor del Liverpool, de la Premier, y posiblemente del mundo.