Cuando Boca Juniors fue para atrás en la Libertadores para dejar afuera a River

Cuando Boca Juniors fue para atrás en la Libertadores para dejar afuera a River

La Copa Libertadores de 1991 es la más oscura en la historia de Boca Juniors, fue para atrás contra Oriente Petrolero y armó una batalla campal en semifinales contra Colo Colo

Lunes 24 Oct 2022

 La Copa Libertadores del año 1991 es recordada por todos los hinchas de Boca Juniors por tener dos hechos lamentables: el arreglo ante Oriente Petroleros en la zona de grupo para dejar eliminado a River Plate y la batalla campal contra Colo-Colo en semifinales, al quedar afuera de la competencia. Sin dudas, el capítulo más oscuro del seis veces campeón continental en la historia de la competencia.

Aquel viernes Santo 5 de Abril. Boca Juniors y Oriente Petroleros jugaron a no ganar y ese empate los clasificó a ambos a octavos de final. ¿Quién se vio perjudicado? River Plate, que con ese resultado fue el único eliminado en la zona.

Vamos a poner en contexto la situación: la Copa Libertadores de aquella época tenía veinte equipos divididos en cinco zonas de cuatro. Cada grupo lo integraban dos elencos de un país y dos de otro. Boca Juniors y River Plate de Argentina más Oriente Petrolero y Bolivar, de Bolivia, compitieron en el Grupo 1 del certamen.

En la fecha final, Bolivar ya estaba clasificado con siete puntos, mientras que el resto contaba con cinco unidades. River Plate, ya con todos sus partidos jugados, esperaba resultado de Boca-Oriente Petrolero, con estas tres variables posibles: el empate clasificaba a los xeneizes y a los dos bolivianos (accedían a octavos tres por zona), la victoria de Boca por un gol clasificaba a los argentinos y la derrota del elenco que dirigía el Maestro Tabárez forzaba un desempate entre bosteros y gallinas para dirimir el tercer lugar.

El Maestro Tabárez puso todos sus titulares a excepción de un joven Diego Latorre y Juan Simón (recién recuperado de su lesión) pero apenas contó con situaciones de peligro. El primer tiempo tuvo una opción clara de Batistuta, un disparo sin pena ni gloria de Marchesini y otra de Graciani. No mucho más.

La gente en las tribunas, sobre todo en la popular de la mítica hinchada N.º 12, empezó a hacerse sentir: "Hay que saltar, hay que saltar, el que no salta, quiere ganar" y eso, cuentan algunos jugadores, empezó a jugar en la cabeza una vez consumidos los 45 minutos iniciales. En el complemento, llegaría la vergüenza.

Dos equipos haciendo tiempo, sin presionarse, prestándose la pelota uno al otro, dejando que Rojas y Navarro Montoya, los arqueros, la tengan en los pies sin ningún rival intentando presionarlos.

El día que Boca fue para atrás contra Oriente Petrolero

El día que Boca fue para atrás contra Oriente Petrolero

El reloj se consumió y la evidencia quedó a ojos del continente. Fue tan obvio,que la revista El Gráfico tituló como "Vergüenza" con la tapa de aquél encuentro. Hasta dicen los rumores, que un Tabarez enojado pateó un bidón de agua y gritó al aire de un vestuario victorioso que serían noticia en todos lados. No se equivocó.

El cuadro final se armó con los primeros tres de cada grupo más Olimpia, el campeón vigente. Boca Juniors sumaría otro capítulo bochornoso en aquella edición. Tras eliminar a Corinthians (en octavos) y a Flamengo (cuartos) en semifinales perdería con Colo-Colo de Chile, desatando una batalla campal en el partido de vuelta disputado en Santiago.

La ida fue en Buenos Aires con la ventaja para los locales por 1 a 0 con el tanto de Alfredo Graciani pero en el encuentro de vuelta pasó lo peor: Colo-Colo se quedó a cinco minutos del final con el triunfo 3-1 y por un gol de diferencia se clasificó a la definición del certamen.

Lo que vino después fue lamentable: una gresca entre jugadores, cuerpos técnicos y un sinfín de allegados que estaban en el campo de juego sin permiso alguno. Fueron en total 120 detenidos y ocho heridos. El perro que mordió a Navarro Montoya, el cruce de Tabárez contra un camarógrafo y Batistuta peleando contra los carabineros son algunas de las lamentables imágenes que perduran hasta hoy.

La famosa mordedura de un perro a Navarro Montoya

La famosa mordedura de un perro a Navarro Montoya

En la gran final, los chilenos le quitaron a Olimpia la corona con una diferencia de tres goles en el tanteador global, para conseguir así, su primer título de la historia. En esa misma historia quedó Boca, lamentablemente por otros dos hechos que tiñeron lo deportivo.

Elija cualquier momento del video para ver como "jugaron" los equipos ese día

Ver más: Atención Argentina y México, Arabia Saudita es la única que ya se entrena para el Mundial 

Esta nota habla de: