10 curiosidades que deberías conocer del Mundial Uruguay 1930

10 curiosidades que deberías conocer del Mundial Uruguay 1930

Por: Alexis RamosLunes 9 May 2022 7 días atrás

 Tras los notables avances del fútbol olímpico desde los Juegos de Londres de 1908, la FIFA se planteó organizar un campeonato autónomo y de selecciones. Jules Rimet impulsó una idea que cambiaría el rumbo de este deporte para siempre.

El padre del Mundial: Jules Rimet

En 1928, la FIFA dejó abierta la posibilidad de inscribirse como candidato a organizar este torneo. España, Suecia, Hungría, Italia, Holanda y Uruguay presentaron sus candidaturas y tras un congreso celebrado en Barcelona, Uruguay se convertía en el génesis del torneo más importante del fútbol. 

Elección de la sede en Barcelona.

Tras esta elección, las selecciones europeas intentaron boicotear la competición y disidieron a participar. Solo Francia (obligada por Jules Rimet), Bélgica, Yugoslavia y Rumanía aceptaron la invitación.

Estampa del Mundial Uruguay 1930

La unión por un deporte fue lo que más resaltó en este Mundial a pesar de los subterfugios europeos. Rumania, Bélgica, Francia, Jules Rimet y la Copa viajaron por mar hasta Buenos Aires y desde ahí llegaron a Montevideo. Los Rumanos embarcaron en el transatlántico "Conte Verde" y a través de escalas recogieron a los franceses, belgas y brasileños.

El Conte Verde: el barco del Mundial.

El sorteo se realizó en presencia de todos los participantes días antes del torneo para evitar conflictos. Asimismo, este Mundial solo tuvo 3 sedes, todas en Montevideo: el Estadio Centenario, el Gran Parque Central (campo de Nacional) y el Pocitos (cancha de Peñarol). 

Así quedó el Sorteo del Mundial Uruguay 1930

Te presentamos 10 hechos que deberías conocer del primer Mundial de la historia:

1.El diseño de la Copa 

La primera Copa del Mundo la diseñó el escultor francés Abel Lafleur en 1929. Medía 35 centímetros de altura, pesaba 4 kilos y estaba hecha de oro macizo. Sobre una base de piedras semipreciosas (lapislázuli), una representación de la diosa de la Victoria alzaba sobre su cabeza un vaso octogonal. Costó 50.000 francos franceses de la época.

Primer trofeo de los Mundiales 

2. El balón oficial 

No hubo un balón oficial del Mundial. Cada selección aportaba los suyos, generalmente fabricados a partir de doce tiras de cuero en forma de T. Los balones eran tan duros que algunos futbolistas jugaban con una boina puesta, a veces rellena de cartones, para cabecear mejor.

Los balones pesaban tanto que los jugadores usaban boinas.

3. El primer partido del Mundial

 El partido inaugural tuvo como protagonistas a México y Francia. El escenario fue épico: bajo una intensa nevada, en el Estadio Pocitos, un 13 de julio de 1930. El choque terminó con victoria francesa por 4-1. El galo Lucien Laurent marcó el primer gol de la historia de los Mundiales en el minuto 19.

4. VIVA "URUGAY"

Antes de su primer partido, la selección boliviana quiso congraciarse con la afición uruguaya preparando una foto especial. Cada jugador llevaría una letra en la camiseta y todos se colocarían ante la cámara formando el mensaje VIVA URUGUAY. Sin embargo, su coordinación fue defectuosa y finalmente en la foto solo se pudo leer VIVA URUGAY. Bolivia perdió sus dos partidos por 4-0.

Viva Urugay

5. El accidentado debut de Brasil

Brasil perdió el primer partido que jugó en un Mundial: 2-1 ante Yugoslavia. Tirnanic y Bek adelantaron a los balcánicos, y Preguinho marcó el único tanto de la Canarinha, que cayó eliminada pese a golear a Bolivia (4-0) en su otro partido del grupo.

El primer gol de Brasil en un Mundial fue anotado por Preguinho

6. La primera indisciplina mundialista

Andrés Mazzalli, portero titular de Uruguay, tenía fama de mujeriego. Antes de empezar el Mundial, fue apartado del equipo por escaparse de la concentración «para irse con una rubia», frase que se atribuye al entonces capitán charrúa, José Nasazzi. Otras versiones del relato afirman que la rubia era en realidad la mujer de Mazzalli.

La debilidad de Andrés Mazzalli: las rubias. Los 30' fueron años del maquillaje realista.

7. El primer expulsado del Mundial es peruano

El 14 de julio de 1930, durante el partido que enfrentó a Perú y Rumanía, el peruano Plácido Galindo se convirtió en el único jugador expulsado en el primer Mundial. No vio la tarjeta roja porque entonces aún no existían.

Plácido Galindo, el primer expulsado mundialista.

8. El defensa que se convirtió delantero por un autogol 

El defensa mexicano Manuel Rosas fue el primer jugador en marcarse un autogol en un Mundial. Sucedió en el minuto 51 del segundo partido del combinado azteca, disputado el 16 de julio, en el cual perdió 3-0 contra Chile. En su siguiente encuentro, contra Argentina, Manuel Rosas pasó a jugar de delantero y anotó dos goles, uno de ellos de penalti. Fue el primer tanto desde los once metros en la historia de los Mundiales.

Manuel Rosas, un autogol lo convirtió en delantero.

9. El primer hat-trick es estadounidense

La estrella estadounidense, Bert Patenaude, logró el primer hat-trick de la historia de los Mundiales en el partido disputado entre su selección y la de Paraguay (3-0 al final) el 17 de julio de 1930.

EXTRA:

Luis Monti recibió días después de la final del torneo la visita de dos emisarios del dictador Benito Mussolini, dispuestos a convencerlo para que jugara en Italia. Se ha llegado a sostener que los propios italianos fueron quienes le dejaron las amenazas, para forzarle a rendir mal y perder la final, lo cual facilitaba su salida de Argentina. Lo cierto es que Monti firmó por la Juve en 1931 y pasó a jugar para la selección transalpina, con la que disputó el siguiente Mundial.

Luis Monti tuvo que jugar por Italia para salvar a su familia del dictador Mussolini.

10. Una accidentada final

Los balones

El día de la final, Argentina y Uruguay acudieron con sus propios balones al estadio y obligaron al árbitro de la final, el belga Jean Langenus, a que utilizara uno en cada parte del partido. El colegiado aceptó y lanzó una moneda al aire para decidir con qué pelota se jugaría el primer tiempo. La elegida fue la de fabricación argentina.

El temor a los militares

Pese al tanto inicial de Pablo Dorado, los argentinos se fueron al descanso ganando por 1-2, con goles de Carlos Peucelle y Stabile. Pero en el vestuario albiceleste hubo palabras temerosas e incluso algunas lágrimas. Al volver al campo, Monti divisó a más de trescientos militares con las bayonetas caladas y temió que el partido acabara en una auténtica batalla.

La Primera Final del Mundial: Uruguay vs Argentina

La remontada

Aprovechando la parálisis que la tensión del encuentro había generado en sus rivales, tras el descanso los uruguayos dieron la vuelta al resultado en 20 minutos, con goles del «Vasco» Cea y Victoriano Iriarte. El tanto final de Castro en el minuto 89 llevó el delirio a la grada del Centenario: Uruguay era la primera campeona del mundo.

La fuga del árbitro

El ambiente casi bélico que rodeaba al partido decisivo asustó también al colegiado Jean Langenus, quien dejó todo dispuesto para huir al puerto de Montevideo nada más terminar la final y embarcarse de vuelta a Europa en el Duilio. Su fuga, amparada por la invasión de campo de los uruguayos, resultó un éxito, pero la niebla aplazó su viaje hasta el día siguiente.

El primer Mundial de fútbol concluyó 17 días, 18 partidos y 70 goles después de su inauguración. El primer goleador fue Guillermo Stabile con 8 tantos en 4 partidos. De esta forma, concluía un torneo histórico.

Referencias: 

Gallardo, J. y González, R. (s. f.). 1.000 cosas que debes saber sobre los mundiales de fútbol. La Esfera de los Libros.

Ver más: Las 5 peores derrotas de equipos peruanos en Copa Libertadores

Esta nota habla de: